domingo, 27 de noviembre de 2016

RECREOS SALUDABLES CAMPAÑA DE SALUD ALIMENTICIA


En la actualidad, el número de niños/as y adolescentes con sobrepeso, colesterol alto y síndrome metabólico ha aumentado, por ello son muchas las advertencias que desde diferentes organismos se vienen haciendo referidas a los hábitos alimenticios y de actividad física.

La hora del recreo establece un respiro en la rutina de clases diarias y suele ser el momento propicio para realizar la comida de media mañana. En un plan alimenticio equilibrado, repartir la dosis total de comida diaria en cinco ingestas (donde el recreo y la merienda no deben superar el 30% de todas las calorías diarias) es una opción que ayuda a mantener la sensación de energía.



Desde el ámbito escolar nos hemos propuesto continuar con el trabajo comenzado el curso pasado encaminado a fomentar los hábitos de vida saludable, sí bien, es solo una recomendación. Es necesaria la colaboración del ámbito familiar para que las acciones realizadas desde el centro no queden relegadas al mismo y entre todos consigamos mejorar la calidad de vida de nuestra sociedad.

El Instituto Nacional de Alimentación y Nutrición recuerda a los padres, madres, encargados y docentes la importancia de incluir alimentos saludables dentro de las opciones para la merienda escolar, a continuación se os muestra un ejemplo semanal para conseguir recreos más saludables:

Lunes: Elija lácteos 2% de grasa o descremados, ya que son fuente de calcio para los huesos (leche, yogurt, queso, batidos…)

Martes: Frutas, porque aportan nutrientes que actúan mejorando las reacciones químicas de los distintos procesos orgánicos de los niños, asegurando un crecimiento adecuado.

Miércoles: Proteínas e hidratos de carbono. Un bocadillo o sándwich de jamón de york es una buena alternativa. El pan proporciona carbohidratos, mientras que el jamón es una buena fuente de proteínas. Este fiambre, además, tiene un escaso contenido graso, lo que es bueno para mantener bajo el colesterol.

Jueves: Fruta, volvemos a repetir. Por su papel irreemplazable en la dieta puesto que aportan un azúcar muy fácil de asimilar por el organismo proporcionándoles la energía que necesitan cada día.

Viernes: Elija galletas o zumos. Cuidado con los zumos envasados por su alto contenido en azúcar, conviene fijarse en el envase para ver el porcentaje real de fruta. Se recomienda el consumo de las actuales bolsas pequeñas que ofrecen los supermercados que contienen hortalizas frescas y naturales- zanahoria, remolacha, calabaza- con formas y colores pensadas para que los niños tomen tentempiés más saludables.

No hay comentarios:

Publicar un comentario